Vol 1. Núm 2. 2013
LA ORIENTACIÓN PROFESIONAL EN LA EDUCACIÓN SUPERIOR. REFLEXIONES Y EXPERIENCIAS DESDE EL ENFOQUE HISTÓRICO-CULTURAL DEL DESARROLLO HUMANO
Viviana González Maura CEPES. Universidad de La Habana
Resumen
El artículo presenta las reflexiones y experiencias de la autora a partir de investigaciones realizadas desde la década de los 80 del pasado siglo en el abordaje de la orientación profesional en el contexto universitario des-de una perspectiva educativa sustentada en el enfoque histórico-cultural del desarrollo humano. Argumenta la necesidad y posibilidad de diseñar estrategias curriculares y extracurriculares en la universidad que permitan la integración de la orientación educativa y psicológica en la potenciación de la autodeterminación del estudiante en el proceso de su desarrollo profesional.
Abstract
This article is about the author’s reflexions and experiences from the 80´s, last century researches, referring to professional guidance at university field through an educational point of view based on a historical-cultural ap-proach in human development. The author argues the need and possibility of designing curriculum and extracurric-ular strategies at university that may allow the integration of educational and psychological guidance for strength-ening student’s self-determination through professional development process.
Palabras claves
orientación profesional, orientación psicológica, orientación educativa, desarrollo profesional, Professional guidance, psychological guidance, educational guidance, professional

Introducción
El propósito de esta ponencia es compartir las reflexiones y experiencias que en mi trabajo como psicóloga he desarrollado desde la década de los 80 del pasado siglo en el abordaje de la orientación profesional desde una perspectiva educativa.
El interés por el estudio de la orientación profesional surgió como resultado de investigaciones realizadas acerca de la motivación profesional de estudiantes que ingresan a la educación superior en Cuba. En estas investigaciones a partir del seguimiento de estudiantes durante los cinco años de estudios universitarios, pudimos constatar que el interés profesional como formación motivacional compleja predominantemente intrínseca, constituía un factor esencial en la calidad de su desempeño cuyo desarrollo podía ser potenciado desde el proceso de formación profesional en las universidades. (González Maura, 1989, 1993, 1994, 1998).
En 1990 como parte del proceso de perfeccionamiento de los planes de estudio en la educación superior cubana se introdujeron los denominados “Programa directores” los cuales ofrecían a los docentes encargados de diseñar los currículos, lineamientos generales en el tratamiento de aquellos contenidos transversales que no son específicos de una asignatura determinada y que por tanto deben ser desarrollados desde todos los espacios curriculares y con la participación de todos los docentes universitarios. En mi caso tuve la oportunidad de diseñar el programa Director de orientación profesional para las carreras pedagógicas en Cuba MINED (1989). Los lineamientos que se ofrecen en este programa orientan a los docentes acerca de cómo aprovechar los espacios curriculares para potenciar el desarrollo de la motivación profesional y la autodeterminación del estudiante universitario en el proceso de formación y futuro desempeño profesional. Los lineamientos de este programa son válidos para cualquier carrera universitaria y de hecho han sido aplicados y se ha demostrado su pertinencia en otras carreras tales como la Licenciatura en Enfermería en Cuba (Durán, 2004), y en las carreras de Auditoria, Economía y Administración de Empresas en la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Técnica de Oruro, Bolivia. (González Maura, 2004)
A partir de 1997 se desarrolla en el Centro de Estudios para el Perfeccionamiento de la Educación Superior (CEPES) de la Universidad de La Habana una línea de investigación acerca de la orientación profesional en las universidades que se sustenta en la concepción de la orientación profesional desde una perspectiva educativa e histórico-social del desarrollo humano. Las investigaciones realizadas abordan el problema de la orientación profesional desde el currículo universitario, en este sentido trabajamos en cómo potenciar el desarrollo del interés y el desempeño profesional responsable del estudiante desde diferentes niveles curriculares en la universidad: a nivel de asignatura: (Zumbado, 1999; Iglesias, 2002; Montero, 2007) a nivel de año académico: (González Maura, 2004), a nivel de carrera (Durán, 2004; González Maura, 2004; Valera, 2009; Tolón, 2010). Paralelamente y de forma complementaria al diseño de estrategias curriculares de orientación profesional concebimos un servicio de orientación vocacional-profesional que se oferta como parte de un programa de orientación estudiantil en el Centro de Orientación y Atención Psicológica (COAP) “Alfonso Bernal del Riesgo” de la Facultad de Psicología de la Universidad de La Habana en el que se brinda orientación psicológica tanto a estudiantes de enseñanza media que solicitan ayuda en el proceso de elección profesional como a estudiantes universitarios y jóvenes en general que presentan conflictos en la motivación y la elección profesional (González Maura, 2001, 2008, 2009).
1.  La orientación profesional desde el enfoque histórico cultural del desarrollo humano
En las investigaciones que hemos realizado acerca de la orientación profesional desde una perspectiva educativa, sustentadas en un enfoque histórico-cultural del desarrollo humano, (González Maura, 2003, 2003ª) hemos definido la orientación profesional como:
La relación de ayuda que establece el Orientador Profesional (psicólogo, pedagogo, maestro) con el Orientado (el estudiante) en el contexto de su educación (como parte del proceso educativo que se desarrolla en la escuela, la familia, la comunidad) con el objetivo de propiciar las condiciones de aprendizaje necesarias para el desarrollo de las potencialidades de la personalidad del estudiante que le posibiliten asumir una actuación autodeterminada en el proceso de elección, formación y desempeño profesional.
En el análisis de la definición es importante detenernos en algunas precisiones necesarias. Como se puede apreciar estamos hablando de una concepción de la orientación profesional a lo largo de la vida, no como algo que se realiza en un momento determinado. Generalmente la orientación suele hacerse en el momento de la elección de la profesión, sin embargo, la concepción de la orientación profesional como un proceso permanente no es nueva, ya Fitch en 1935 la definía como: “un proceso de asistencia individual para la selección de una ocupación, preparación para la misma, inicio y desarrollo en ella” (Fitch, J. l935:3).
La orientación profesional es concebida como parte del proceso de educación de la personalidad del sujeto que lo prepara para la elección, formación y desempeño profesional responsable, en el que intervienen en calidad de orientadores no solo el psicólogo sino todos los agentes educativos de la escuela, la familia y la comunidad (padres, maestros, representantes de instituciones sociales)  que junto a los psicólogos y pedagogos conforman el equipo de orientadores profesionales. No obstante, es importante tener claro que cada agente educativo realiza la orientación desde los limites de su profesión, quiero decir con esto que el psicólogo hace orientación psicológica cuando atiende individual o colectivamente a estudiantes que presentan conflictos en la toma de decisiones profesionales, y para ello se auxilia de sus conocimientos, recursos y técnicas específicas que le permiten establecer una relación profesional de ayuda psicológica (Calviño, 2000). En el caso de los profesores, directivos, pedagogos la orientación profesional se realiza desde su rol de educadores en la medida que diseñan situaciones de aprendizaje desde sus asignaturas, la práctica investigativa o laboral potenciadoras de la motivación profesional y la autodeterminación del estudiante en el proceso de elección, formación y desempeño profesional. (Ferrer, 1997; Regueiro, 1997; Barrabia, 1997; Zumbado, 1999; Iglesias, 2002; González Maura, 2002; Durán, 2004; Montero,  2007; González Maura, V., Blández, J., López Rodríguez, A. y Sierra, M. A., 2007; Valera, 2009; Tolón, 2010).
Otra precisión importante es que la orientación profesional en tanto relación de ayuda, sea desde la orientación psicológica o educativa, no es una relación de dependencia en la que el orientador dice al orientado qué hacer y cómo hacerlo, sino que es un espacio comunicativo a través del cual el orientador crea las condiciones necesarias (situaciones de aprendizaje) que propicien, a través del desarrollo de las potencialidades del orientado, que él llegue por sí solo a tomar decisiones respecto a su vida profesional con las cuales se sienta comprometido, responsable y satisfecho.
Por ultimo, es necesario destacar que el objetivo esencial de la orientación profesional es potenciar la autodeterminación del sujeto en la toma de decisiones profesionales. En el momento de la elección profesional la autodeterminación se expresa en la elección profesional responsable (González Maura, 2007), en el proceso de formación y desempeño profesional se expresa en la formación de competencias profesionales sustentadas en el interés profesional hacia la profesión que estudia o desempeña, la elaboración de proyectos profesionales, así como el desarrollo de conocimientos, habilidades y valores que se asocian a un desempeño profesional eficiente, responsable, ético y de compromiso social. (González Maura, 2002a, 2003b, 2006.
En síntesis, la concepción de la orientación profesional que hemos trabajado desde el enfoque histórico-cultural del desarrollo humano supone como esencial, concebir la orientación profesional a fin de que un proceso de educación de la personalidad dirigido al desarrollo de la autodeterminación del sujeto en el proceso de elección, formación y desempeño profesional. Al mismo tiempo es básico considerar que la autodeterminación profesional, como expresión de la autonomía y el compromiso del sujeto en su actuación profesional, es construida por el orientado en un proceso de interacción social en el que el orientador (profesor, psicólogo, pedagogo, padre de familia) potencia gradualmente su desarrollo hacia niveles superiores a partir de situaciones de aprendizaje diseñadas al efecto.
2.  El diseño de estrategias educativas curriculares de orientación profesional en la educación superior
La orientación profesional en el centro universitario se realiza fundamentalmente a través del proceso de enseñanza-aprendizaje, ello significa diseñar un currículum potenciador del desarrollo profesional del estudiante (González Maura, 1998a, 2003ª, 2003b, 2004). Ahora preguntémonos: ¿Qué características debe reunir un currículum potenciador del desarrollo profesional del estudiante?
En primer lugar, debe propiciar la formación del estudiante en y desde la práctica, de forma tal que el estudiante pueda construir, con el acompañamiento de sus docentes, los conocimientos, habilidades, valores, y el interés profesional, que lo preparen para un desempeño profesional satisfactorio, eficiente, ético y responsable en el ejercicio de la profesión. Para ello el diseño del currículum universitario debe tener en cuenta los siguientes principios:
•    El enfoque profesional del proceso de enseñanza-aprendizaje.
El proceso de enseñanza-aprendizaje en el centro universitario debe concebirse en función de la profesión, quiere decir que todas las actividades académicas, investigativas y laborales han de diseñarse teniendo en cuenta su contribución a la formación profesional.
El enfoque profesional del proceso de enseñanza-aprendizaje en el centro universitario implica necesariamente la consideración de la orientación profesional como eje transversal del currículum.
La unidad de la teoría y la práctica en el diseño de las actividades académicas, investigativas y laborales que realiza el estudiante universitario constituye otro aspecto en el que se expresa el enfoque profesional del proceso de enseñanza-aprendizaje en tanto permite al estudiante la aplicación de conocimientos a la solución científica de problemas de la práctica profesional.
El enfoque profesional del proceso de enseñanza-aprendizaje permite desde los primeros años de la carrera el contacto del estudiante con el objeto de su profesión facilitando de esta manera el proceso de formación y desarrollo progresivo a lo largo del currículum de intereses, habilidades profesionales y sobre todo de una actuación profesional ética y responsable.
•    El reconocimiento del estudiante como sujeto de su formación profesional.
En virtud de este principio se plantea la necesidad de entender que el estudiante universitario asuma una posición activa y comprometida en la construcción de sus conocimientos, inte- reses, valores, habilidades profesionales y por supuesto, en la formación de una actuación profesional ética y responsable. Ello significa reconocer la necesidad de diseñar situaciones de aprendizaje en el proceso de formación profesional que estimulen la autodeterminación del estudiante en el desarrollo de tareas de contenido profesional.
•    El reconocimiento del profesor como orientador profesional.
El profesor universitario constituye un elemento rector dentro del sistema de influencias educativas que propician el desarrollo profesional del estudiante universitario en tanto es el responsable de diseñar y conducir  las actividades académicas, investigativas y laborales que constituyen situaciones de aprendizaje potenciadoras de la competencia profesional del estudiante, en colaboración con psicólogos, pedagogos y otros agentes educativos tales como profesores de niveles de enseñanza precedentes, profesionales en ejercicio, familia etc. (González Maura,1999, 2006ª.
•    El reconocimiento del año académico como nivel curricular esencial para el trabajo de orientación profesional universitaria.
Independientemente de que el trabajo de orientación profesional como eje transversal del currículum se realiza a lo largo del proceso de formación profesional, el nivel de año académico es fundamental para la integración de las influencias educativas dirigidas a la formación y desarrollo de intereses, valores, habilidades profesionales y de la actuación profesional ética y responsable del estudiante universitario. Es en el año que se integran los componentes académico, investigativo y laboral en el proceso de acercamiento progresivo del estudiante al objeto de la profesión, para ello es necesario el trabajo metodológico de los profesores del año dirigido a diseñar las asignaturas, la práctica laboral e investigativa y las actividades extracurriculares que se realicen dirigidas a potenciar el desarrollo profesional del estudiante.
La definición de objetivos de la orientación profesional para los diferentes años en los que se expresan las intenciones educativas para la estimulación gradual y progresiva de la competencia profesional a partir de la integración de actividades académicas, investigativas y laborales, constituye un elemento importante en la concepción de un currículum potenciador del desarrollo profesional del estudiante.
•    El trabajo colegiado de la universidad con los niveles precedentes de enseñanza y los centros laborales para la orientación profesional.
La orientación profesional en la universidad debe atender tres momentos esenciales: el ingreso, el tránsito por la carrera, el egreso. Para ello es necesario articular e integrar el trabajo de orientación profesional que se realiza antes, durante y después de egresar el estudiante del centro universitario.
La articulación con los niveles precedentes de enseñanza contribuirá a elevar la calidad del ingreso en tanto se trabaje para potenciar el desarrollo de la autodeterminación del estudiante en la toma de decisiones profesionales que se manifieste en una elección profesional responsable.
El trabajo coordinado con los centros laborales, futuros empleadores, durante el proceso de formación profesional y en los primeros años de inserción del egresado al mundo laboral, propiciará el desarrollo de la autodeterminación profesional del estudiante, expresado en una actuación profesional competente.
La puesta en práctica de estrategias de orientación profesional desde diferentes niveles del currículum universitario han demostrado su efectividad en la potenciación del interés profesional y la autodeterminación del estudiante en el proceso de su formación profesional al mismo tiempo que han permitido constatar la importancia de la autodeterminación en la calidad de su desempeño.
3.  El servicio de orientación vocacional-profesional
El servicio comenzó a ofertarse en el curso 1997-1998, como decíamos anteriormente a través de él se brinda orientación a estudiantes de enseñanza media que la solicitan para el proceso de elección profesional, a estudiantes universitarios y jóvenes que han causado baja en los estudios universitarios o egresados de diferentes carreras que presentan insatisfacciones y conflictos en su motivación profesional.
El objetivo del servicio es propiciar el desarrollo de la autodeterminación de los jóvenes en el proceso de elección, formación y desempeño profesional.
Aunque el servicio se ha concebido para ofrecer orientación individual y grupal, se ha trabajado fundamentalmente la orientación individual.
La orientación individual se ha realizado a través de sesiones de trabajo que oscilan entre  seis y ocho en dependencia de las necesidades y posibilidades de los usuarios.
En el diagnóstico de la autodeterminación en el proceso de toma de decisiones profesionales en jóvenes que acuden al servicio se han tenido en cuenta la exploración de las siguientes dimensiones de su personalidad:
            Dimensión cognitiva
•    Conocimientos acerca de las profesiones.
•    Autoconocimiento acerca de la motivación profesional, de las características personales y del dominio de conocimientos y habilidades básicas necesarias para el acceso a una carrera universitaria.
•    Habilidades para la búsqueda de información profesional.
•    Habilidades para la toma de decisiones.
Dimensión motivacional-afectiva
•    Motivación profesional.
•    Satisfacción en el proceso de toma de decisiones profesionales.
•    Autovaloración en relación con su motivación profesional, la toma de decisiones profesionales, sus proyectos de vida y profesionales.
Dimensión funcional
•    Perspectiva temporal de la motivación profesional.
•    Reflexión personalizada, flexibilidad y perseverancia en la búsqueda de soluciones a los conflictos profesionales.
•    Compromiso con las decisiones profesionales adoptadas.
Un estudio realizado con veintiocho jóvenes que acudieron al servicio de orientación profesional en el período comprendido entre 1998-2005, permitió constatar la correspondencia entre la autodeterminación y la calidad de la conducta exploratoria en el proceso de búsqueda de información para la elección profesional (González Maura, 2008, 2009).
En dicho estudio se pudo constatar que los jóvenes que logran mayores niveles de autodeterminación evidencian una conducta exploratoria en la búsqueda de información profesional sistemática e intencional, caracterizada por:
1.  Una motivación exploratoria intrínseca.
2.  La diversidad de fuentes utilizadas en la búsqueda de información: la familia, la escuela, los amigos, la comunidad.
3.  La cantidad y la calidad de la información obtenida acerca de las profesiones por las que puede optar.
4.  El conocimiento de sus inclinaciones, aspiraciones y aptitudes profesionales.
5.  Una exploración temprana, es decir, iniciada desde el comienzo de sus estudios preuniversitarios.
6.  La satisfacción y seguridad respecto a la información profesional obtenida.
Sin embargo, los jóvenes que muestran bajos niveles de autodeterminación tienden a expresar una conducta exploratoria desordenada y azarosa, caracterizada por:
1.  Una motivación exploratoria extrínseca.
2.  La limitación de ámbitos a explorar, fundamentalmente los ámbitos formales.
3.  La escasa información obtenida.
4.  El desconocimiento de sus inclinaciones, aspiraciones y aptitudes profesionales.
5.  Una exploración tardía, ubicada en el momento de la elección profesional.
6.  La insatisfacción e incertidumbre con la información obtenida.
Estos resultados destacan la importancia de potenciar desde la orientación profesional el desarrollo de la posición activa y comprometida del sujeto en la búsqueda de información profesional como condición necesaria para lograr una elección profesional responsable.
Las sesiones de trabajo que hemos desarrollado en el servicio de orientación profesional para potenciar la autodeterminación de los jóvenes en la elección profesional transitan por diferentes momentos:
•    Diagnóstico de las limitaciones y potencialidades del estudiante para la elección profesional responsable.
El diagnóstico como momento inicial es imprescindible para conocer las limitaciones y potencialidades del estudiante para la elección profesional, sin embargo no se realiza solo en la primera sesión ya que constituye un proceso. El diagnóstico comprende la caracterización de la motivación profesional del estudiante, de la tendencia en el funcionamiento de su personalidad, de la autovaloración en el proceso de elección profesional. Desde el diagnóstico inicial comienza la orientación toda vez que la devolución que se hace al estudiante de los resultados del diagnóstico permite potenciar el desarrollo de su autovaloración en la medida que comienza a reflexionar acerca de su vocación y de la importancia de una elección profesional responsable para el éxito personal y profesional.
•    Búsqueda de información profesional.
Este momento comprende la búsqueda de toda la información que el joven necesita para tomar una decisión profesional, en este momento se potencia el desarrollo de la posición activa y la perseverancia ya que es él quien procura la información requerida. Este momento puede tener una mayor o menor extensión en dependencia de la situación motivacional, no es lo mismo el estudiante que está seguro de sus inclinaciones hacia las Ciencias Biológicas, por ejemplo, y su conflicto está en qué carrera estudiar, si Bioquímica, Biología, Farmacia, que la situación del estudiante que desconoce sus inclinaciones y debe por tanto comenzar a explorar en diferentes ramas de las ciencias. La información que precisa el estudiante se refiere no solo a las carreras por las que puede optar sino también a las exigencias del sistema de ingreso a la educación superior en el momento en el que debe realizar su elección.
•    Análisis de la información recopilada a la luz de las necesidades y posibilidades del estudiante.
El análisis de la información recopilada a la luz de las necesidades y posibilidades del estudiante, lo prepara no solo para realizar una valoración objetiva de sus posibles opciones profesionales sino también para elegir con responsabilidad. Este momento puede ser más o menos largo en dependencia de la situación de cada estudiante.
•    Valoración de las posibles opciones profesionales.
La valoración de las posibles opciones profesionales como resultado de un profundo análisis de las necesidades y posibilidades reales de cada estudiante, constituye la primera aproximación a la elección profesional responsable a partir de un proceso de reflexión personalizada de la situación motivacional que presenta. Como resultado de este momento el estudiante ya cuenta con un grupo jerarquizado de carreras por las que puede optar.
•    Decisión profesional.
La decisión profesional permite al estudiante elegir aquella carrera que constituye su mejor opción, entre un grupo de carreras posibles Cuando el proceso de elección profesional es complejo, el estudiante puede necesitar más de un ciclo de orientación, en estos casos, suele ocurrir que en el primer ciclo, la decisión profesional solo llega a una primera fase, es decir, el estudiante no puede todavía comprometerse con una elección, sino más bien culmina este primer ciclo con una aproximación a las posibles carreras por las que puede optar, que pueden ser dos o tres de manera indiferenciada. En estos casos necesita recurrir a momentos anteriores, que le permitan ganar en claridad en cuanto a su autovaloración, precisar más información así como realizar un nuevo análisis y valoración a la luz de los nuevos datos que le permitan comprometerse con una decisión.
Es importante destacar que la decisión profesional responsable implica un profundo compromiso del estudiante con el resultado de su elección así como una actitud flexible y perseverante en la  puesta en práctica de la decisión. No siempre la decisión profesional implica estudiar la carrera o las carreras preferidas, en ocasiones una decisión responsable expresa la renuncia a la carrera deseada, y el planteamiento de otras alternativas que constituyen las mejores opciones para el estudiante dada su situación específica. Lo que distingue una decisión profesional responsable es el convencimiento de su pertinencia por parte del estudiante, el compromiso con su ejecución, el optimismo y la seguridad en sus resultados.
Cuando se trata de un estudiante que se encuentra en la educación superior y que presenta conflictos en su motivación profesional que se manifiestan en vivencias afectivas negativas en relación con la carrera elegida, el proceso de orientación es el mismo, solo que la información debe abordar además aspectos referidos a las posibilidades de cambio de carrera en la educación superior o de posibilidades de trabajo en caso de abandonar el estudio de la carrera elegida, y la decisión estaría referida a continuar el estudio de la carrera elegida o buscar otra opción que puede ser traslado de carrera o la inserción en el mundo laboral por otras vías no profesionales.
Reflexiones finales
He intentado abordar en apretada síntesis el trabajo realizado en el ámbito de la orientación profesional desde una perspectiva educativa sustentada en el enfoque histórico-cultural del desarrollo humano. Para finalizar solo quisiera destacar algunas ideas esenciales que han orientado nuestro trabajo:
•    La concepción de la orientación profesional como proceso de educación permanente de la persona para una elección, formación y ejercicio profesional responsable, eficiente, satisfactorio y autodeterminado..
•    La comprensión de la orientación profesional como un proceso educativo dirigido a lograr una actuación profesional autónoma y responsable a partir del reconocimiento del orientado como sujeto de su desarrollo profesional.
•    La comprensión de la orientación profesional como eje transversal del currículum.
•    La comprensión de la necesidad de la unidad e integración de los diferentes agentes educativos (la escuela, la familia, la comunidad) así como de las estrategias curriculares y extracurriculares en la orientación profesional.
Las experiencias presentadas constituyen un intento más de acercarnos a la comprensión científica de la participación del hombre como personalidad en su relación con el mundo laboral a partir de una concepción de la orientación profesional como proceso educativo permanente.

Bibliografía
Barrabia, O. (1997). “Análisis valorativo acerca del trabajo realizado en la asignatura Historia de la Educación para la formación y desarrollo del interés profesional en estudiantes de ler año del ISPEJV”. Tesis defendida en opción al título de Máster en Educación. Instituto Superior Pedagógico “Enrique José Varona”.
Calviño, M. (2000). Orientación psicológica. Esquema referencial de alternativa múltiple. La Habana: Cientifico-Técnica.
Fitch, J. (1935). “Vocational guidance in action”. Columbia University Press, New York.
Durán (2004). “Propuesta metodológica para el trabajo de Orientación Profesional en la Carrera de Enfermería”. Tesis defendida en opción al título de Máster en Ciencias de la Educación Superior. CEPES. Universidad de La Habana.
Ferrer, N. (1997). “Estrategia metodológica para la orientación profesional a través de la asignatura Geografía en el ISP Santiago de Cuba”. Tesis defendida en opción al titulo de Máster en Educación. IPLAC.
González Maura, V. (2009). “Autodeterminación y conducta exploratoria. Elementos esenciales en la competencia para la elección profesional responsable”. En: Revista Iberoamericana de Educación. OEI. Madrid, Versión impresa, no. 51, septiembre-diciembre, pp. 201-222.
_________________. (2008). “Diagnóstico de la competencia para la elección profesional responsable. Un estudio en jóvenes que acuden al Servicio de Orientación Vocacional de la Universidad de la Habana”. En: Revista Cubana de Educación Superior. XXVIII, no.3, pp.37-58.
_________________., Blández, J, López Rodríguez, A. y Sierra, M. A. (2007). Educación de la Responsabilidad en la Práctica Docente, Ciudad de la Habana: Deportes.
_________________. (2007). “La elección profesional responsable: elemento esencial en la calidad del acceso y la permanencia del estudiante en la educación superior”. En Revista Cubana de Educación Superior. XXVII (3) pp. 3-14.
_________________. (2006). “Orientación educativa-vocacional: Una propuesta metodológica para la elección y desarrollo profesional responsable”. Material del Curso 7. Congreso Internacional de Educación Superior. Universidad.
_________________. (2006a). “El profesor-tutor. Una necesidad de la universidad del siglo XXI”. Revista Cubana de Educación Superior. XXVI,  no. 2, pp. 23-36.
_________________. (2004). La orientación profesional y currículo universitario. Una estrategia educativa para el desarrollo profesional responsable. Barcelona: Laertes.
_________________. (2003). “La orientación profesional desde la perspectiva histórico-cultural del desarrollo humano”. En Revista Cubana de Psicología, vol.20, no.3. pp 260-268.
_________________. (2003ª). La orientación profesional en la Universidad. Una propuesta educativa  (libro digitalizado). CEPES. Universidad de La Habana.
_________________. (2003b). “Educar valores en la Universidad. Reflexiones desde una perspectiva psicológica”. En: Revista Cubana de Psicología, vol. 20- no. 1.
_________________. (2002a). “¿Qué significa ser un profesional competente? Reflexiones desde una perspectiva psicológica”. En: Revista Cubana de Educación Superior, vol. XXII, no. 1, pp. 45-53 y en: Revista Iberoamericana de Educación. Versión digital. Sección “De los lectores”. 25 marzo 2004 http: //www.campus-oei-org/revista/deloslectores/maura.pdf
_________________. (2002). “Estrategia educativa de orientación profesional para la educación en valores en estudiantes universitarios”.En:Biblioteca Digital de la OEI http://www.campusoei.org/valores/bol24/viviana_gonzalez.pdf
_________________. (2001). “El Servicio de Orientación Vocacional-Profesional de la Universidad de La Habana. Una estrategia educativa para la elección y desarrollo profesional responsable del estudiante universitario”. Revista electrónica del Ministerio de Educación Superior de Cuba. “Pedagogía Universitaria”, vol. 6, no 4, pp. 49-61.
_________________. (1999). “El profesor universitario, ¿un facilitador o un orientador en la educación de valores?”. Revista Cubana de Educación Superior, vol. XIX. no. 3, pp.39.48 y en Biblioteca Digital de la OEI http://www.campus-oei.org/valores/viviana.htm
_________________. (1998) “El interés profesional como formación motivacional de la personalidad”. Revista Cubana de Educación Superior,  vol. XVIII, no. 2, 1998. pp. 21-37.
_________________. (1998a). “La orientación profesional en la educación superior”. Revista Cubana de Educación Superior, vol. XVIII, no. 3, pp. 13-28.
_________________. (1994). Motivación Profesional y Personalidad. Bolivia: Universidad de Sucre.
_________________. (1993). “Los niveles de integración de la motivación profesional. Una alternativa personalista”. Revista Cubana de Psicología, vol II.
_________________. (1989). “Niveles de integración de la motivación profesional”. Tesis en opción al grado científico de Doctor en Ciencias Psicológicas. La Habana.
Iglesias, M. (2002). “Estrategia educativa para el desarrollo del interés profesional a través de la asignatura Medicina Legal y Ética Médica”. Tesis defendida en opción al título de Máster en Ciencias de la Educación Superior. CEPES. Universidad de La Habana.
MINED (1989). Programa Director de Orientación Profesional Pedagógica. La Habana: Pueblo y Educación.
Montero, T. (2007). “Desarrollo del interés profesional hacia la Medicina General Integral en estudiantes de 2do año a través de la asignatura Anatomía Patológica”. Tesis defendida en opción al título de Máster en Ciencias de la Educación Superior. CEPES. Universidad de La Habana.
Regueiro, B. (1997). “La instrumentación del Programa Director de Orientación Profesional Pedagógica a través de la asignatura Historia de la Educación para estudiantes de ler año del ISPEJV”. Tesis defendida en opción al título de Máster en Educación. Instituto Superior Pedagógico “Enrique José Varona”.
Tolón, I. (2010). “Fundamentos teóricos-metodológicos para el diseño de una estrategia de orientación profesional en el perfil Investigación Operativa I de la carrera de Derecho del Instituto Superior Militar “Eliseo Reyes” de La Habana”. Tesis en opción al título de Máster en Ciencias de la Educación Superior. CEPES. Universidad de La Habana.
Valera, A. (2009). “Caracterización de la orientación y la elección profesional en estudiantes de preuniversitario que optan por carreras de Ciencias Médicas en Ciudad de La Habana”. Tesis defendida en opción al título de Máster en Ciencias de la Educación Superior. CEPES. Universidad de La Habana.
Zumbado, H. (1999). “La formación de intereses profesionales y de la responsabilidad del estudiante universitario a través de la asignatura Análisis de los Alimentos II”. Tesis defendida en opción al título de Máster en Ciencias de la Educación Superior. CEPES. Universidad de la Habana

Power by: Moises Soft