Vol 2. Núm 6. 2014

En 1934, hace setenta años, Ernesto González Puig, nacido en noviembre de 1913 en Pinar del Río, hace su primera exposición personal en el prestigioso Lyceum de La Habana. El poeta Emilio Ballagas al hacer la presentación de la muestra, destacaba la emergencia de una obra mayor en un pintor joven y autodidacta.
En 1962, ya graduado de Filosofía y Letras, Gonzalez Puig, llegó a la capital para, junto a Aníbal Rodríguez y Gustavo Torroella, abrir la Escuela de Psicología de la Universidad de La Habana. No era ya tan joven, y sus construcciones autodidactas se sustentaban ahora en múltiples estudios colindantes con la psicología.
En esta época aparece una unidad temática en su pintura: las islas. También en esta época la psicología en Cuba comienza a erupcionar como islas: islas temas, islas metodologías, islas enfoques. Todas conectadas por una intencionalidad compartida, comprometida.
González Puig ha sido considerado como un maestro preterido en la plástica cubana. González Puig no ha sido develado en su significativo rol en la aparición y desarrollo de la Psicología en Cuba.
Los que crecimos en sus clases tenemos un deber pendiente. Ese hombre que entre los pintores era considerado psicólogo, y entre los psicólogos pintor, nos legó esa simbología de la diversidad, de la unidad de lo múltiple: Las islas de las faunas fantásticas, de ríos y lagos, de espíritus, duendes, astros. Las islas de saberes, de experimentos, de teorías.
Alternativas cubanas en Psicología quiere homenajear a Ernesto González Puig en el 101 aniversario de su nacimiento, y en el 80 aniversario de su primera exposición personal. Las páginas de Alternativas son también islas conectadas en las que se testimonia la diversidad del ejercicio profesional y científico de la psicología en Cuba. Diferentes modos en los que los psicólogos y las psicólogas cubanas nos hacemos cargo de la misión de construir una psicología comprometida con el bienestar y la felicidad de nuestro pueblo.
Así mismo el Consejo Editorial de la revista expresa su adhesión al Comunicado de la Psicología latinoamericana ante el genocidio contra el pueblo palestino.
Los abajo firmantes, psicólogos y psicólogas de la América Latina, manifestamos ante la opinión pública internacional nuestra preocupación y repudio frente a la masacre sistemática contra la población civil de la Franja de Gaza en territorio palestino, siendo las víctimas niñas y niños indefensos, mujeres y ancianos los que caen frente a las armas de destrucción masiva utilizadas por el ejército de Israel.
Nuestra vocación de paz y de búsqueda negociada a cualquier tipo de conflicto, nos lleva a exigir a los organismos internacionales como la ONU su urgente intervención para detener ya semejante derramamiento de sangre, para proteger a la población civil y para garantizar que no se sigan bombardeando ambulancias, hospitales y escuelas que sirven de refugio a los miles de sobrevivientes del poderoso armamento utilizado por Israel contra la población civil palestina.
Desde las distintas entidades de la psicología latinoamericana, llamamos a las organizaciones de psicología en el mundo a pronunciarse en contra del genocidio sobre el pueblo palestino y a exigir mecanismos humanitarios de protección de la población civil en Palestina.
Instamos al gobierno de Israel a detener la masacre en Gaza y a los gobiernos de otros países a contribuir desde ahora mismo con sus buenos oficios para encontrar una salida negociada al conflicto entre los dos países.
La psicología latinoamericana desde la cual hablamos y actuamos, cree profundamente en la posibilidad de lograr la paz mediante el diálogo y la negociación. Para esos propósitos estamos dispuestas y dispuestos como psicólogas y psicólogos a poner nuestro granito de arena. Frente a la guerra, la muerte y la destrucción masiva de seres humanos, decimos NO. Nuestra apuesta ética es en favor de la vida y en contra de la muerte y/o desaparición de la diferencia.

Manuel Calviño
Director

Power by: Moises Soft